Cómo recuperar una puerta vieja

¿Tienes una puerta vieja? No la tires ¡recupérala! No importa si está estropeada por la intemperie, siguiendo este videotutorial puedes recuperarla en un par de días.

  1. Comienza decapando la pintura con una rasqueta, un trozo de cristal o una espátula con cuidado de no dañar la madera, también existen productos para esto tipo gel
  2. Lija la madera con una lija de madera gruesa hasta que se vea bien la veta de la madera
  3. Una vez lijada puedes teñirla con un tinte para madera
  4. Repara los agujeros con masilla coloreada ayudándote con una rasqueta o una espátula.
  5. Vuelve a lijar la puerta para obtener el mejor acabado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *